top of page
Buscar
  • Foto del escritorOscuro null

En ti

Me desperté en la mañana, con el pensamiento en ti,

en tu pelo rojo y tus piernas largas, mi musa sin fin.

Tu cabello, como fuego flamante, ardiente y brillante,

me envuelve en su encanto, en su resplandor fascinante.

Tu pelo rojo es como el fuego que no deja de arder,

despierta en mí pasiones, ganas de renacer.

Cada mechón, cada hebra, es un suspiro que emana,

una llama que consume mi alma y me reclama.

Enredado entre mis dedos, se escapan suspiros,

recorriendo cada hebra, cada rizo, cada giro.

Es como una cascada de fuego en movimiento,

un abrazo candente, un embrujo en cada momento.

Tus piernas largas, esbeltas y esculpidas con arte,

son caminos que invitan a perdernos sin parte.

Son pasos firmes que marcan el compás de la pasión,

guiándome hacia el abismo de una dulce obsesión.

Con cada paso que das, el mundo se vuelve un lienzo,

donde tus piernas largas dibujan el sendero intenso.

De la pasión y del deseo que me arrebata el aliento,

y me llevan a un éxtasis sin medida ni cimiento.

Tus piernas son columnas, pilares donde me sostengo,

en cada abrazo, en cada encuentro, en cada juego.

Son caricias que se entrelazan y me envuelven,

como lianas de seda que mi voluntad resuelven.

En mis pensamientos, tus piernas y tu pelo se fusionan,

creando una imagen que mi mente reprime y abruma.

Tus piernas largas acariciando mi piel y tu pelo rojo

arropando nuestros cuerpos en un abismo de antojo.

Me despiertas, oh bella musa, con tu pelo y tus piernas,

con tus encantos que despiertan en mí pasiones eternas.

Eres fuego que consume y deseos que alimentan,

un sueño convertido en realidad que al universo gobierna.

Así, en cada despertar, tus piernas largas y tu pelo rojo,

me transportan a un mundo donde somos solo nosotros dos.

Donde los versos se escriben con la pasión desbordante,

y tus encantos, mi inspiración, se vuelven triunfantes.

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

El reino

En un reino lejano, donde el sol besa la tierra, camina Diana, mujer de fuego y sin reservas. Su mirada es un océano de determinación, reflejando la fortaleza que yace en su espíritu. Dama de la noche

Comments


bottom of page